Reflexión de Al-Anón: 7 de Noviembre

tratamiento_adicciones_alcoholismo_ctgrupo4_madrid_2(2)

DESPRÉNDETE Y DÉJASELO A DIOS

…pidiéndole solamente que nos dejase conocer Su voluntad para con nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla. (DOCE PASOS Y DOCE TRADICIONES, p. 103).

Cuando yo “me desprendo y se lo dejo a Dios”, pienso más clara y sabiamente. Sin tener que pensarlo, rápidamente me desprendo de las cosas que me causan dolor e incomodidad. Ya que me resulta difícil desprenderme de la clase de pensamientos y actitudes preocupantes que me causan una inmensa angustia, todo lo que tengo que hacer durante esos períodos es dejar que Dios, como yo lo concibo, lo haga por mí, y al momento me desprendo de los pensamientos, recuerdos y actitudes que me están molestando.
Cuando recibo ayuda de Dios, como yo lo concibo, puedo vivir mi vida un día a la vez y enfrentarme a cualquier situación que se me presente. Solamente entonces puedo vivir una vida de victoria sobre el alcohol, en cómoda sobriedad.

(REFLEXIONES DIARIAS del Libro de Reflexiones escritas por los A.A. para los A.A.).

media-616543-2

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s