Meditación 1 de Mayo: Hoy

Día ordinario, déjame ser consciente del tesoro que representas. Déjame aprender de ti, amarte, bendecirte
antes de que te vayas. No me dejes pasar de largo en búsqueda de algún raro y perfecto mañana. Permíteme tenerte mientras pueda, porque puede que no siempre sea así. Un día clavaré mis uñas en la tierra, o enterraré mi rostro en la almohada, o me estiraré rígida, o levantaré mis manos hacia el cielo, y querré más que nada en el mundo que regreses. (MARY JEAN IRON).

Este momento es sólo ahora. Es lo que tenemos. ¡Cuántas veces hemos dilapidado el tesoro del hoy y soñado con las fortunas del mañana, sólo para lamentarnos más adelante de la pérdida de este día! Hoy, podemos observar el brillo en los ojos de un niño por un nuevo descubrimiento. Hoy, podemos escuchar a una vieja amiga antes de pasar a la próxima actividad. ¿Hemos perdido el hoy no estando presentes con él? ¿Derramaremos más tarde lágrimas de lamento y deseo de su regreso? ¡Cuánto mejor sería vivirlo hoy!

Sólo un día ordinario, ¡qué regalo!

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s