Meditación 17 de Febrero: Conciencia del Proceso/Control/Creatividad

8ef0c374783e2c7b93d6293a566e0e51

Vivir en proceso es estar abierta a la comprensión interna y al encuentro. La creatividad queda absorbida intensamente en el proceso y le da forma. (SUSAN SMITH).

Cuando elegimos vivir nuestras vidas como un proceso, elegimos estar abiertas a todo lo que la vida tiene que ofrecernos. Nuestro espejismo de control ha dejado escaparse con frecuencia nuevas comprensiones y encuentros. Hemos estado tan enfocadas en nuestras metas y en la manera en que tienen que ocurrir las cosas, que hemos perdido la estupenda ecuanimidad de la conciencia de oportunidades. Hemos estado tan asustadas de perder el espejismo de control, que hemos perdido algunos de los encuentros más enriquecedores que la vida nos ha ofrecido.
Cuando podemos participar plenamente en el proceso de nuestras vidas, descubrimos nuevas formas de nuestro yo creativo. La creatividad tiene muchos caminos. Simplemente con vivir nuestras vidas podemos cultivar nuestra conciencia de creatividad.

¿Puede ser? ¿Es suficiente con sólo vivir mi vida?

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Beneficios-para-la-salud-de-la-risoterapia-2

Meditación 14 de Febrero: Expectativas

cge-11

Nadie hace objeciones a una mujer por ser una buena escritora, escultora o bióloga, si al mismo tiempo se las arregla para ser una buena esposa, buena madre, estar bien maquillada, de buen humor, elegante y no es agresiva. (LESLIE M. MCINTYRE).

¡Está bien! ¿Cuál es entonces el problema? No es fácil estar elegante cuando tenemos cerca niños que empiezan a gatear… pero lo intentamos. No es fácil criar hijos y permanecer esbelta y bien maquillada… pero lo intentamos.
No existe probablemente ningún grupo de personas en esta sociedad que intenten con más esfuerzo que las mujeres responder a las expectativas de los demás. Como consecuencia, estamos siempre mirando afuera para obtener valoración, y por mucha que obtengamos, no es suficiente. Intentando siempre ser las que los demás piensan que deberíamos ser,nos hemos perdido a nosotras mismas y hemos acabado teniendo poco que aportar en cualquier relación o tarea.

Las expectativas son como las fajas. Probablemente deberíamos haberlas descartado hace años.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Cansancio-Mental-CuidaTuCuerpo4

Meditación 13 de Febrero: Moral Personal

mograna-3

No quiero, y no lo haré, cortar mi conciencia para «estar a la última». (LlLLIAN HELLMAN).

Uno de los efectos del proceso de adicción es que gradualmente perdemos contacto con nuestra moral personal y nos deterioramos lentamente como personas morales. Es fácil ver cómo la persona alcohólica o drogadicta está dispuesta cada vez más a mentir, engañar, robar, e incluso a matar o a herir a la persona a la que quiere, para conseguir su dosis. Pero las mujeres que hacemos demasiado no somos diferentes. También tenemos deslices morales. Retenemos información, mentimos, engañamos o rebajamos a los demás para seguir adelante. Estamos dispuestas a pasar por alto nuestras normas de conducta y nuestra moral para llegar hasta la cumbre, para «estar a la última». Cuando pasamos por alto nuestra moral personal, hemos vendido nuestra alma y estamos perdiendo el «yo que es realmente yo».
Parte de nuestra recuperación consiste en reconocer que nuestra moral personal es uno de nuestros activos más preciados, y que es demasiado importante para tratarla a la ligera.

Me valoro suficiente para darme cuenta de que mi moral personal es una baliza que hay que seguir.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

ambicion-de-dinero_x2

Meditación 30 de Enero: Conciencia de si misma

mujer-feliz-fondo

Por primera vez en muchos años, ella es consciente de su cuerpo, de la manera en que se mueve, ¡de la manera en que se siente moviéndose’. NORMA JEAN HARRIS (Sheila Ballantyne).

Nuestro funcionamiento adictivo requiere de nosotras que conectemos con nuestros cuerpos. De hecho, el objetivo de nuestras adicciones es quitarnos el contacto con lo que sentimos, lo que pensamos, nuestra atención y nuestra intuición. El trabajo adictivo y andar corriendo de un lado a otro deja poco tiempo o energía para darnos cuenta de lo que el cuerpo nos está diciendo acerca de nuestros sentimientos o de nuestra salud.
Hemos llegado a pensar que nuestros cuerpos son como si no existieran y solemos sentir muy poco por debajo del cuello. Muchas de nosotras pasamos la mayor parte de nuestro tiempo «fuera de nuestro cuerpo». En vez de verlo como un aliado y fuente de información importante, hemos llegado a verlo como vehículo para la práctica de nuestra adicción, y lo utilizamos como un objeto. Hemos olvidado que nuestro cuerpo cambia y la manera en que se siente cambiar.

Mejor es que preste atención a los mensajes de mi cuerpo. Si no lo hago, atraerá mi atención, tal vez mediante medidas extremas y dolorosas.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

7479987-Joven-y-bella-mujer-celebra-la-libertad-de-la-naturaleza--Foto-de-archivo

Meditación 27 de Enero: El Perdón

me-perdono-1-600x280

Es muy fácil perdonar los errores ajenos. Requiere más seso y agallas perdonar a los demás por haber sido testigos de los nuestros. (JESSAMYN WEST).

¡Cuánto odiamos ser vistas en nuestro yo más desnudo! Nos sentimos nobles cuando perdonamos los errores horribles de los demás, pero nos paralizamos de culpabilidad y vergüenza cuando nos damos cuenta de que hemos sido descubiertas en nuestros peores momentos. Es tan tentador intentar encontrar algún error en los demás para distraer la atención de lo que hayamos hecho mal. Se nos ha dicho que la mejor defensa es una ofensa. ¡Qué difícil es reconocer nuestros propios errores! Y, sin embargo, ¡qué liberador!
Tenemos la posibilidad no sólo de olvidar a las personas que han sido testigos de nuestros errores, sino también de abrazarlas como un regalo que nos mantiene honestas.

A veces, mis cualidades están tan bien embaladas que tengo dificultad en reconocerlas como tales. A medida que me desembalo a mí misma, puedo desenvolver cada don.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

perdpnar4

Meditación 18 de Noviembre: Aceptación/Ambición

Beautiful Woman Doing Breath Exercises With An Autumn Background

Añoro cumplir una tarea grande y noble, pero mi principal obligación es cumplir pequeñas tareas, como si fueran grandes y nobles. (HELEN KELLER).

¡Qué palabras más sorprendentes, procediendo de una persona cuya vida fue «una tarea tan grande y noble»! En las palabras de Helen Keller sentimos una gran aceptación de su vida. Percibimos un vislumbre de comprensión interna en la paradoja de que si nos limitamos a dar paso a paso y a cumplir cada tarea tal como se presenta, tal vez descubramos que hemos hecho cosas grandes y nobles. Pero si intentamos cumplir grandes y nobles tareas, tal vez descubramos que hemos perdido las oportunidades mágicas de hacer sencillamente lo que teníamos que hacer.
Como dice la autora Brenda Ueland: «Intenta descubrir el ser verdadero, auténtico y no teórico.» Nuestro ser teórico con frecuencia interfiere en nuestro ser real.

La idea ilusoria que tengo de mí misma quizá no corresponda a quién soy de verdad. Mi idea ilusoria que tengo de mi trabajo tal vez no corresponda a lo que éste es en realidad.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

10599166_591870647611053_1840055142298437385_n

Meditación 15 de Noviembre: Aceptación/Control/Plegaria de Serenidad

376660_476580245695089_1195408222_n

Ahora creo que el punto que he alcanzado es que he aprendido a vivir con todo ello… con ser vieja… pase lo que pase… con todo lo que implica. (EDELGARD).

¡Qué maravilla que no sólo tenemos la oportunidad de vivir nuestras vidas, sino también de aceptarlas! Hemos gastado tanto tiempo y energía luchando en vano contra cosas que no podemos cambiar y golpeándonos la cabeza contra muros reforzados de acero, que no nos hemos dejado de preguntar si era ésta la colina sobre la que queríamos morir.
Parte del aprendizaje de vivir nuestras vidas es desarrollar la capacidad de aceptar lo que no puede ser cambiado y aprender a vivir de manera creativa estas situaciones. También necesitamos descubrir lo que se puede desafiar con valor y hacer evolucionar cuando es necesario. La aceptación no es resignación. La aceptación es la serenidad que abraza a la vida.

Hoy mi vida es sencillamente como es, y es mía.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

75154_398979943508793_1179371485_n