Meditación 21 de Abril: Conciencia de si misma

Hasta que se cuenta nuestra propia historia perdida, ninguna otra cosa que se diga puede bastarnos: continuaremos en silencio deseándola con vehemencia. (LAURA RIDING).

Probablemente, el viaje más importante que podamos emprender es el viaje interior. Hasta que sepamos quiénes somos, ¿cómo sería posible ofrecer lo que tenemos?
Cada una de nosotras es una combinación única de herencia y de experiencias. Nadie puede ofrecernos lo que nosotras tenemos que ofrecer. Sin embargo, si no tenemos la conciencia de nosotras mismas para hacernos responsables de nuestra singularidad, nunca podremos aportar nuestra contribución.
Uno de los efectos más desastrosos de nuestra enfermedad es que nunca tenemos realmente el tiempo para hacer el proceso de toma de conciencia, y después, cuando lo hacemos, estamos demasiado exhaustas para preocuparnos de él.

Necesito conocer mi historia… toda ella.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 26 de Marzo: Valor/Miedo

El valor y el miedo tienen sus propias oraciones. (DOROTHY BERNARD).

Me pregunto si es posible estar en contacto con nuestro verdadero valor sin estar en contacto con nuestra espiritualidad. Sabemos cómo ser temerarias. Sabemos cómo tomar riesgos. Incluso sabemos cómo ponernos en vereda.
Pero ¿sabemos cómo elevarnos por encima de nuestros miedos paralizantes, profundizar en nuestro espíritu y encontrar el valor que se encuentra en él? ¿Tenemos el valor para afrontar la cotidianidad de la vida? ¿Podemos admitir un error sin caer en el lujo del autocastigo? ¿Tenemos el valor de ser honestas y de mirar cómo somos realmente con las personas que amamos? ¿Tenemos el valor de devolver al carnicero un pedazo de carne en mal estado, o nos limitamos a gruñir?
Cuando nos enfrentamos a nuestros miedos y nos permitimos conectar con el poder que está en nosotras y más allá de nosotras, aprendemos a tener valor.

Mi valor es cada día igual que mi espiritualidad.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 9 de Marzo: Autoestima/Poder Superior

Parte de mi satisfacción y júbilo en cada erupción era inequívocamente solidaridad feminista. ¿Creéis vosotros, los hombres, que sois los únicos que podéis organizar un lío imponente? ¿Creéis que tenéis toda la potencia de fuego y Dios a vuestro lado? ¿Pensáis que lo manejáis todo? Señores, mirad esto. Mirad a la Señora actuar como una mujer. (ÚRSULA K. LE GUIN).

De alguna manera inesperada, Mount Saint Helens resultó ser un importante símbolo para todas nosotras. Nos recordó poderes invisibles e incontrolables. Nos recordó que existen fuerzas en este planeta y en este universo sobre los que no tenemos control. No sólo no tenemos control sobre sus erupciones, ni siquiera podemos predecir qué es lo que va a hacer a continuación, a pesar de haber aplicado a ello nuestra mejor tecnología científica y de mantenerla bajo vigilancia permanente. Ha demostrado a nuestra sociedad tecnocrática que la naturaleza (con frecuencia identificada como femenina, especialmente cuando «se porta mal») no podía ser controlada.
Aunque nadie quiere que se destruya este planeta ni perder su vida, de vez en cuando se nos tiene que recordar que no estamos a su cargo.

Cuando la tierra se cuece a fuego lento, es como una mujer. Cuando explota, es como una mujer. Nosotras tenemos una gran variedad de respuestas.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 1 de Marzo: En contacto con el Proceso/Un Poder Mayor

mujer-feliz-fondo

Tú y yo creíamos internamente en un poder externo al que uno podía llamar, si se estaba en armonía con los acontecimientos. (ROBYN DAVIDSON).

Vivir en proceso es vivir nuestro proceso y estar unificadas con el proceso del universo. Nuestra enfermedad adictiva nos aparta de nuestra conexión con el proceso vivo. Nuestra enfermedad nos aliena de nuestra espiritualidad y de nuestra fe y nos dice que no estamos seguras, que tenemos que controlar, y que tenemos que afianzar la seguridad volviéndonos estáticas nosotras mismas, y haciendo que sean estáticas nuestras vidas, e incluso el universo.
Ponemos tanto esfuerzo en intentar hacer que nuestro universo sea estático que no hemos desarrollado la capacidad de estar en armonía con los acontecimientos. A medida que aprendemos a armonizarnos y a participar, descubrimos que vivir nuestro proceso es mucho más fácil que intentar que el universo sea estático.

Cuando estoy en contacto con mi proceso, estoy en contacto con el proceso del universo.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Beautiful Woman Doing Breath Exercises With An Autumn Background

Meditación 23 de Febrero: Autenticidad

libertad-mujer-976x659

Se puede mentir con palabras y también con el silencio. (ADRIENNE RICH).

Cuando empezamos a curarnos, tenemos una nueva apreciación de las palabras de Jesús: «Conoceréis la verdad y la verdad os hará libres.» Parte del propósito de nuestro comportamiento adictivo es que no estemos en contacto con nosotras mismas, y, cuando esto sucede, no podemos ser honestas con ninguna persona. Debemos saber lo que pensamos y sentimos para ser honestas con los demás. Al principio de nuestra recuperación, empezamos a darnos cuenta lentamente de lo lejos que nos hemos ido de nosotras mismas… ¡desde luego, nos hemos alejado un largo recorrido!
Hemos estado temerosas de decir la verdad con toda honestidad. Hemos tenido miedo de perder nuestros empleos,nuestras amistades y todo lo que tenemos. A medida que nos volvemos más honestas, empezamos a deshacer el embrollado nudo de falsedad, introversión, control y confusión. Vemos cómo nuestra falsedad ha conducido a la confusión, e incluso cuando ha sido un proceso difícil, nos encontramos suspirando de alivio en la brisa refrescante de la autenticidad.

Estoy recuperando de nuevo, poco a poco, mi capacidad para ser honesta. Estoy asombrada de lo mucho que me había apartado de mí misma.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

ambicion_0

Meditación 17 de Febrero: Conciencia del Proceso/Control/Creatividad

8ef0c374783e2c7b93d6293a566e0e51

Vivir en proceso es estar abierta a la comprensión interna y al encuentro. La creatividad queda absorbida intensamente en el proceso y le da forma. (SUSAN SMITH).

Cuando elegimos vivir nuestras vidas como un proceso, elegimos estar abiertas a todo lo que la vida tiene que ofrecernos. Nuestro espejismo de control ha dejado escaparse con frecuencia nuevas comprensiones y encuentros. Hemos estado tan enfocadas en nuestras metas y en la manera en que tienen que ocurrir las cosas, que hemos perdido la estupenda ecuanimidad de la conciencia de oportunidades. Hemos estado tan asustadas de perder el espejismo de control, que hemos perdido algunos de los encuentros más enriquecedores que la vida nos ha ofrecido.
Cuando podemos participar plenamente en el proceso de nuestras vidas, descubrimos nuevas formas de nuestro yo creativo. La creatividad tiene muchos caminos. Simplemente con vivir nuestras vidas podemos cultivar nuestra conciencia de creatividad.

¿Puede ser? ¿Es suficiente con sólo vivir mi vida?

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Beneficios-para-la-salud-de-la-risoterapia-2

Meditación 16 de Febrero: Devenir/Ilusiones

36434398-inquiet-femme-adolescent-se-couvrant-le-visage-avec-les-mains-sur-la-plage-en-hiver-banque-dimages

Son nuestras ilusiones sobre nuestras ilusiones lo que nos engancha. (ANNE WILSON SCHAEF).

Nuestras adicciones nos llevan a una vida de ilusión. Alimentan nuestra ilusión de control, nuestra ilusión de perfección y nuestra inautenticidad. Nuestra conducta adictiva nos permite negar la realidad y justificar no vivir nuestra vida. Caemos en una niebla de ilusiones, sean ilusiones de romance, de poder, de éxito y, de algún modo, perdemos la vida.
Una de las cualidades significativas de un adulto es ser capaz de separarse de la ilusión y de alimentarse con la realidad más que con espejismos. Contrariamente a la opinión popular, esto no significa que tengamos que vivir vidas tontas y aburridas. Significa que tenemos que vivir nuestra vida.

¡Yupii! Para cambiar, probemos a vivir la realidad.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

7479987-Joven-y-bella-mujer-celebra-la-libertad-de-la-naturaleza--Foto-de-archivo