Meditación 25 de Abril: Fe

La experiencia de Dios, o en todo caso la posibilidad de vivirlo, es innata. (ALICE WALKER).

Rogamos a un Dios «por ahí afuera», y nuestras voces vuelven como naves espaciales quemadas que han atravesado el universo. Preguntamos a las personas autorizadas cómo tener la experiencia de Dios y nos damos cuenta de que éstas han llegado a adorar sus rituales y sus técnicas, pero que parecen saber poco de Dios. Ningún profeta de la antigüedad se ha sentido tan solo como nosotras cuando deambulamos por la selva de nuestras ciudades y organizaciones. ¿Cómo podría ningún Dios salir adelante a través de toda esta trama de hormigón y de acero?
Pero cuando nos detenemos, tenemos un vislumbre de comprensión de lo que significa decir que «la posibilidad de vivir a Dios es innata». No necesitamos buscar esta posibilidad. Está ya dentro de nosotras.

La posibilidad de experimentar un poder más grande que yo ha estado siempre ahí llamando a mi puerta interior.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 24 de Marzo: Gratitud

Amas como una cobarde. No des ningún paso. Permanece simplemente cerca y espera a que las cosas sucedan por sí mismas, desagradecida e ignorante, como un cerdo bajo una encina. Comiendo y gruñendo con las orejas colgando por encima de tus ojos, y sin mirar nunca hacia arriba para ver de dónde vienen las bellotas. (ZORA NEALE HURSTON).

Muy a menudo vamos por la vida como cerdos. Escarbamos alrededor y mascamos las golosinas sin darnos cuenta ni una sola vez de dónde proceden o del hecho que las estamos recibiendo como regalos.
El proceso del universo es tan generoso con nosotras que damos demasiadas cosas por sentado. «Amamos como cobardes». Esperamos que todo y todas las personas de nuestro alrededor tomen riesgos, mientras que nosotras nos aprovechamos. Nos volvemos tan arrogantes que nos convencemos a nosotras mismas de que todo lo que tenemos es un regalo de nosotras hacia nosotras mismas. No nos detenemos para ver que no podríamos mascar esas sabrosas bellotas si no hubiera un árbol providencial que las dejara caer.

Hoy tengo la oportunidad de detenerme, mirar hacia arriba y agradecer los muchos regalos que poseo.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 17 de Marzo: Devenir/Aceptación

Lo mejor de envejecer es que no pierdes todo lo que has sido en otras edades. (MADELINE L’ENGLE).

La vida es un proceso. Nosotras somos un proceso. Todo lo que ha sucedido en nuestras vidas ha sucedido por una razón y es una parte integrante de nuestro devenir.
Uno de los desafíos de nuestra vida consiste en integrar sus piezas tal como las vivimos. A veces, es tentador intentar rechazar grandes periodos de nuestras vidas u olvidar acontecimientos significativos, en especial si han sido dolorosos. Intentar borrar nuestro pasado es robarnos a nosotras mismas nuestra propia sabiduría ganada con tanto esfuerzo.
No existe una niña o una adolescente dentro de nosotras. Existe la niña o la adolescente que ha crecido dentro de nosotras.
Cuando nos damos cuenta de que entre las fuerzas más importantes que aportamos a nuestro trabajo están las experiencias de vida y las edades que hemos tenido, tal vez, no tengamos pena de envejecer.

Mi sabiduría surge cuando acepto e integro todo lo que he sido y todo lo que me ha sucedido.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 11 de Marzo: Ordenando la casa/Lamentarse

Mi orden y mi desorden están llenos de lamentos, remordimientos y sentimientos complejos. (NATALIA GINZBURG).

Uno de los mejores regalos que me hizo mi madre fue ser ella misma una maravillosa ama de casa. No era maravillosa en nada más que en mantener la casa limpia; y en esto creía firmemente en su capacidad de hacerlo.
Fue una poetisa publicada, gran escritora de cuentos, pintora, excelente domadora de caballos, ávida lectora, notable coleccionadora de antigüedades, buscadora de lo psíquico y de los misterios del mundo, buena madre, amiga de verdad, leal y dedicada, insaciablemente curiosa, una autoridad en las tradiciones populares de los indios americanos, una investigadora intuitiva de rocas, fósiles y gemas antiguas, defensora de los derechos civiles de todo el mundo, y, sobre todo, una mujer fascinante y extraordinaria, pero era incapaz de mantener limpio el suelo de la cocina.
Yo no sufrí daño alguno por el estado de nuestra casa. Me entristecía el hecho de que, en algunas ocasiones, se juzgaba a sí misma negativamente.

Aunque no sea más que esto, espero poder recordar siempre lo que es realmente importante en esta vida.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

Meditación 18 de Febrero: Frenesí

crazy-housewife-1920x1080

Hemos llegado a una situación en la que el frenesí y el pánico parecen partes integrales de ser mujeres especialmente de ser mujeres profesionales. (ANNE WILSON SCHAEF).

Las mujeres que hacemos demasiado tendemos a estar frenéticas casi todo el tiempo. ¿Dónde aparcamos en el aeropuerto ese coche de alquiler y, en todo caso, cómo demonios era? ¿Estamos seguras de haber aparcado nuestro coche enfrente de la droguería en el centro comercial? ¿O fue la semana pasada?
¿Dónde pusimos esa cuenta que tenemos que pagar justamente hoy?
Debe existir un modo de sacar a pasear a los niños esta mañana que sea menos frenética. Estamos seguras de que una buena madre lo haría mejor.
¿Dónde está esa pluma? ¿Dónde hemos dejado esa sartén? ¿Dónde están los pantalones? Probablemente, justo donde los dejamos. Es normalmente nuestro «frenesí» el que enturbia nuestra visión.

El frenesí y el pánico son viejos amigos conocidos. Tal vez haya llegado la hora de que salgan de nuestra casa.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

servicios-limpieza-doméstico-alicante

Meditación 20 de Diciembre: Alegría

despertar-espiritual-1.jpg

¡Seguramente la extraña belleza del mundo debe reposar de alguna manera en pura alegría! (LUISSE BOGAN).

Sin duda alguna, el mundo es tan maravilloso… y tan imaginativo. ¿Quién habría pensado en diseñar un árbol como ese, que cuando las ramas se vuelven demasiado pesadas desarrolla otro tronco, de manera que un simple árbol repitiendo este proceso muchas veces puede realmente cubrir una zona tan amplia como toda una manzana de casas ¿Imaginas un árbol tan alto que no podemos realmente ver la cima de su copa, un árbol que ha desarrollado al menos tres métodos de reproducirse para no extinguirse? Ciertamente, «la extraña belleza del mundo debe reposar de alguna manera en pura alegría». Tenemos la oportunidad de experimentar esta alegría. Cuando nos damos cuenta, la extraña belleza de la tierra nos rodea.

Probablemente no nos hará daño el dar las gracias porque el diseño y la creación del mundo no hayan sido dejados en nuestras manos.

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

beautiful-fairies-fairies-16816676-1280-1024

Meditación 22 de Noviembre: Totalidad

cge-11

El trabajo de las mujeres está siempre dirigido hacia la totalidad. (MAY SARTON).

Cuando nosotras las mujeres hacemos nuestro trabajo, nos movemos hacia la totalidad. El mundo necesita totalidad. El mundo necesita la manera de trabajar de las mujeres.
Durante mucho tiempo hemos dudado de nosotras mismas y hemos intentado ajustamos cómodamente a la manera de hacer masculina. Pero, para tener la totalidad, debemos también aportar nuestra contribución. Para tener la totalidad, tenemos que conocer nuestros valores y valorar nuestros conocimientos.
Hemos «dejado de cumplir» con nuestra responsabilidad respecto a esta sociedad y a este planeta. Ya es hora de que manifestemos valientemente nuestros pensamientos, ideas y valores y dejemos que se defiendan por sí mismos.

Cuando hago mi trabajo, mi trabajo es totalidad./strong>

(Anne Wilson Schaef de su Libro Meditaciones para mujeres que hacen demasiado).

8caracteristicas-de-mujeres-lideres-en-america-latina-9